Fig 2. Presentación del apéndice vermiforme destorcido por las maniobras del cirujano. Obsérvese como persiste el órgano de color negruzco.